• Ana Hidalgo

El impacto sobre el clima del nuevo proceso electoral.


Volvemos a tener elecciones generales, y los ciudadanos estamos preocupados por el gasto económico que el nuevo proceso va a generar en las arcas del estado, y es que no es poca cosa, ya que las estimaciones apuntan a que el gasto total podría suponer unos 140 millones de euros. Muchos euros teniendo en cuenta la situación económica general del país y la inestabilidad política que vivimos en los últimos tiempos.

Pero, al margen de la preocupación existente por el coste económico que ocasionarán las nuevas elecciones, ¿existe preocupación o análisis acerca del impacto ambiental y fundamentalmente, del impacto sobre el clima que ocasionarán los nuevos comicios?

No hemos podido ver ningún artículo o noticia, y hemos creído conveniente realizar un análisis aproximado de cuáles serán las emisiones de GEI (gases efecto invernadero) que se producirán a través de una de las acciones que tienen lugar en las elecciones, muy comentada y criticada, por el alto coste económico que implica y por su carácter voluntario, que no es otro que el denominado “mailing” o buzoneo; es decir, el reparto de las papeletas electorales en todas las viviendas.

Para simplificar el análisis, hemos tenido en cuenta la población llamada a las urnas, unos 36 millones de votantes, y los cuatro partidos mayoritarios, asumiendo que todos ellos realizarán reparto de papeletas a todos los votantes a lo largo de todo el territorio nacional. No hemos tenido en cuenta el resto de partidos por la dificultad de calcular los votantes de su circunscripción territorial.

Para realizar el cálculo, hemos tenido en cuenta el peso de una hoja de papel de unos 3 gramos (el peso del papel varía mucho, dependiendo del tipo, pero para este caso hemos optado por una hoja de unos 3 gramos de peso) y el peso de un sobre, unos 22 gramos.

Hemos utilizado los factores de emisión del MAGRAMA para consumo de papel de fibra vegetal (1,18400 kg CO2/Kg de papel) y para residuo de papel generado (0.05641 kg CO2/kg residuo de papel).

Entendiendo que la cantidad total de papeletas se transformarán en residuos tras las elecciones, tendríamos las siguientes emisiones de CO2.

Total de recursos consumidos= 25 gr x 36.000.000 votantes x 4 grandes partidos= 3600 millones de gramos de papel; es decir, 3.600 toneladas de papel.

3.600.000 kilos de papel consumido x 1,18400 kg CO2/Kg de papel = 4.262.400 kg CO2

3.600.000 kilos de residuo de papel x 0.05641 kg CO2/kg de residuo de papel = 203.076 kg de CO2

Lo que supone un total de 4.465.476 kg de CO2.

Aproximadamente 4.500 Tn de CO2

Unas 4.500 toneladas de CO2 por emitidas sólo por el buzoneo de las papeletas.

En la imagen superior elaborada por Carbon Visual, podemos ver las dimensiones que tendría 1 tonelada de CO2. El cubo mide 10,07 m de lado, así que podemos hacernos una idea de cuál serían las dimensiones de las emisiones de 4500 toneladas de CO2.

Multipliquemos ese cubo por 4500 y tendremos el resultado. ¡Un cubo de 45.315 metros de lado! Una montaña de más de 45 kilómetros de alto de CO2. Una barbaridad totalmente evitable teniendo en cuenta que el buzoneo es una acción voluntaria.

Si tuviéramos en cuenta el resto de acciones asociadas a una campaña electoral: reparto de propaganda, carteles, buzoneo de otros partidos políticos, viajes, comidas, mitines electorales, etc. La huella de carbono subiría mucho más.

Aspectos como los comentados en el presente artículo, deben ser tenidos en cuenta en la planificación y ejecución de las campañas electorales, para de algún modo, hacer visible el impacto ambiental de las mismas y actuar para hacerlas más eficientes, tanto desde el punto de vista económico, como del ambiental, que finalmente, siempre van ligados.

Esperamos que el artículo sirva para reflexionar sobre la necesidad o no de realizar algunas acciones en campaña electoral.

Nota: el análisis es sólo aproximado, y no se han tenido en cuenta muchos otros factores específicos como la procedencia del papel, tipo de cultivo, especie, el proceso de fabricación, distribución, transporte, tintado, elaboración de las tintas, procedencia, fabricación, consumo de agua y madera, etc. Probablemente, un análisis profundo y pormenorizado de la huella de carbono de una papeleta electoral y posteriormente su extrapolación al impacto total del buzoneo, diese resultados muy diferentes a los que se ofrecen en el presente artículo; no obstante, el análisis nos sirve para hacernos una idea de las implicaciones ambientales del reparto de papeletas de las nuevas elecciones.

#cambioclimático #huelladecarbono

36 vistas

© 2015 por Greenlab idea.
 

Extremadura

Estalajes 49, 06920 Azuaga (Badajoz)

Andalucia

San Salvador, 32, 41013 Sevilla

 

615 866 327

687 368 362

greenlabidea@greenlabidea.com

  • Wix Facebook page
  • LinkedIn Social Icon
  • Wix Twitter page
  • Wix Google+ page